Fundación CRATE presentó libro sobre familias fuertes de la Diócesis de Talca

Este jueves, en la comuna de Curicó, Fundación CRATE presentó en sociedad el libroCon Amor y límites somos mejores familias”, texto que reúne las experiencias y aprendizajes de familias participantes del taller de Familias Fuertes. La instancia contó con la presencia del director de Fundación CRATE, Jorge Brito; la directora del área de Programación, Eliana Yáñez; la coordinadora del área Curicó, Alejandra Rojas, entre otros.

En detalle, el libro retrata la experiencia vivida, el origen, los objetivos, las etapas y el enfoque metodológico, describiendo a los protagonistas principales. Además aborda los logros en conjunto a partir de testimonios de las facilitadoras y de las familias, mediante lo compartido y lo vivido en esta experiencia y cómo ha impactado en sus vidas. Asimismo se abordan propuestas destinadas a nutrir las diferentes iniciativas que se están realizando y las que se podrían formar.

IMG_1721Los participantes del proceso valoraron la instancia. Así lo indica Víctor Obando, quien destacó la importancia de la experiencia.  “Cada día que uno camina en esta vida se aprende algo nuevo,  a cómo tratar a nuestros hijos en mi calidad de padre. Todo lo que uno va explorando en la vida siempre es  positivo y enriquecedor como persona y como padre. Aprendimos que para educar no son necesarios los golpes”.

Asimismo, la facilitadora, Mónica Núñez, indicó que “hoy que cuento con la posibilidad de mirar hacia atrás y reflexionar acerca del trabajo realizado, puedo decir con convicción que el programa “Familias Fuertes” me permitió desde mi rol de facilitadora, como psicóloga, como persona y luego como madre, valorar y validar el tremendo impacto que tienen los vínculos basados en el amor, el buen trato, la perseverancia, la claridad en el desarrollo de los integrantes de una familia, como un tesoro valioso que los padres deben entregarle a sus hijos e hijas.  Son estos vínculos, estas figuras, los que el día de mañana contendrán y apoyarán a quienes se encuentren en momentos de dificultad”.

El proceso de construcción

En Septiembre de 2008, el Departamento de Justicia y Solidaridad del Consejo Episcopal Latinoamericano, CELAM, junto a la Organización Panamericana de la Salud, OPS, convocó a las pastorales sociales de latinoamericana a un Taller de “Familias Fuertes”, el cual se desarrolló en Bogotá, Colombia, con la presencia de representantes de Bolivia, Chile, Perú, Ecuador, Colombia y Venezuela. La instancia estuvo orientada a la implementación del programa Familias Fuertes a través de la formación de agentes pastorales, dotándolas de una herramienta técnica destinada al fortalecimiento familiar, contribuyendo a la prevención de conductas de riesgo y a la mejora en el desarrollo de la salud de  adolescentes.

Posteriormente se fueron  desarrollando experiencias de formación directa, entre la Organización Panamericana de la Salud y las Pastorales Sociales de las Conferencias Episcopales de Colombia y Ecuador. De esta forma el 28 al 30 de julio del 2009 en Quito, la integrante del equipo formador y perteneciente a CRATE, Pilar Ramírez, participó en representación de la Pastoral Social, lo cual favoreció el interés de replicar la metodología en la Diócesis de Talca.

De esta forma, el Fondo Nacional de Cuaresma invitó a postular al llamado del año 2010 para el financiamiento de proyectos que beneficien a jóvenes vulnerados en sus derechos. Tras la adjudicación, el año 2011 Fundación CRATE comenzó la implementación del Programa de Familias Fuertes en la Diócesis de Talca, con la formación de facilitadores mediante una instalación paulatina y progresiva. Este programa se desarrolló hasta el 2016 y el día de hoy tiene su experiencia sistematizada en un texto bajo el nombre “Con Amor y límites somos mejores familias. Nuestra experiencia con familias fuertes en la Diócesis de Talca”.

Pincha la imagen para ver el texto completo:

Sin título

Publicado en Infancia y Familia.